Hoy en día existen muchos tratamientos estéticos para disimular o eliminar los defectos de la nariz. Pero, sin duda, la rinoplastia es uno de los mejores, ya que permite acabar con esas imperfecciones de forma natural y duradera.

A continuación, te explicamos en este artículo como desde el Centro Médico Estético Maive podemos ayudarte y guiarte en este proceso. Además, contamos con las mejores manos, las del Doctor Julián Castillo Lorenzo, que cuenta con más de treinta años de experiencia en este tipo de operaciones de cirugía estética.

 

¿Qué es la rinoplastia?

Cuando hablamos de rinoplastia nos referimos a la intervención quirúrgica de la nariz, que persigue corregir tanto los aspectos estéticos, como los funcionales, ya sea el tabique nasal, la anchura o la punta de la nariz.

Por lo general, esta operación se realiza con anestesia general, aunque algunas veces se pueda emplear también anestesia local.

 

¿En qué consiste? 

Durante la intervención se modifica la estructura ósea y cartilaginosa de la nariz, para que así la piel se pueda adaptar a la nueva forma. Con ello, se logra que el paciente pueda tener la nariz que desea, respetando siempre la armonía de su rostro.

Al respecto, esta operación de cirugía estética se realiza mediante incisiones en la parte interna de la nariz, con lo que se evita que queden cicatrices a la vista.

Por otra parte, si el paciente presenta dificultades respiratorias, a través de esta intervención se le corrige el tabique nasal.

Actualmente, se realizan dos tipos de cirugía:

  • La rinoplastia abierta: Consiste en realizar un corte en la zona media de la nariz para favorecer el acceso a los huesos y cartílagos.
  • Rinoplastia cerrada: Se accede a la nariz por la parte interna. Con ello, logramos que no queden cicatrices visibles.

 

¿Qué riesgos existen? 

Esta operación no reviste gravedad, y por lo general, no tiene prácticamente riesgos. En algún caso puede surgir, sobre todo en los primeros días, algo de inflamación o sangrado en la zona. También se puede dar el caso de sentir algo de entumecimiento en la zona.

 

¿Cuánto tarda la recuperación? 

La recuperación de esta intervención suele oscilar entre las dos y cuatro semanas, momento en el que la inflamación se habrá reducido.

 

Ponte en manos de profesionales

Este tipo de operaciones, por sencillas que parezcan, deben ser realizadas por profesionales cualificados y después de un estricto estudio médico de las características y necesidades del paciente. Sólo así se podrán conseguir resultados estéticos naturales y duraderos.

Si quiere más información acerca de este u otro tipo de tratamiento, contacta con nosotros aquí. En Maive la salud de nuestros pacientes es lo primero.